Monday, 12 August 2013

Halcombe Norilsk en Nueva York.

Halcombe Norilsk
Halcombe Norilsk
Después de haber fracasado continuamente en Londres, Halcombe Norilsk decidió mudarse a la ciudad de Nueva York y sin pretenderlo un plan salió a la palestra viendo su película favorita Una tarde de perros (Dog Day Afternoon) y su serie preferida Sexo en Nueva York (Sex and the City) en el avión camino de América.  Tan impactado quedó por los 2 visionados que ideó un plan perfecto para ser como Al Pacino, Sarah Jessica Parker, Kim Cattral o Kristen Stewart. En concordancia, decidió burlar la ley cometiendo un robo de joyas por valor de 100 millones de euros, se compraría una casa y viviría escribiendo historias sobre la gente de Nueva York como Carrie Bradshaw mostrando al mismo tiempo el mismo estilo que Tony Montana.

Tanto es así, que el mero hecho de comprobar su existencia resultaba extraordinario y a pesar de las numerosas ejecuciones hipotecarias que vio a lo largo y ancho de Manhattan y que en estos días afectan ya a cualquier ciudad, fue capaz de comprarse una vivienda, parecida en alguna manera a la que Carrie poseía, aunque imposible de comparar a la que Tony Montana se compró en su día. A pesar de esto último, vivía como un hipster e iba a moverse por Manhattan como Sarah Jessica Parker y su personaje Carrie Bradshaw después de haber actuado como un experto Al Pacino copiando la elegancia de su mítico personaje Tony Montana. Era  millonario y  lo había conseguido todo de una manera sencilla. Sin embargo, prefería salir con Charlotte York que con Carrie Bradshaw...
Halcombe Norilsk
Halcombe Norilsk

El problema llegó cuando descubrió que sólo había estado soñando en el avión y se dio cuenta de que todo habían sido elucubraciones suyas, es más, fue estafado para ir a Nueva York, de hecho, un gran número de tickets fueron vendidos de forma masiva y había sido engañado de tal manera que el coste real de su billete era excesivamente caro, además, como le habían robado en el viaje mientras soñaba con sus ídolos no iba a poder pagar el verdadero precio ni tenía un pasaporte por lo que todos sus intentos de entrar en su soñada ciudad fueron abortados violentamente por la policía. Todo lo que había imaginado resultó ser una ilusa patraña.

Comenzó un periodo de estancamiento,  le dieron un pedazo de pan duro y empezó a consumirse irremediablemente en una sucia silla en el aeropuerto JFK. En realidad, mas que imitar a Al Pacino o Sarah Jessica Parker, a  quien realmente se estaba pareciendo era a Tom Hanks en la película La Terminal (The Terminal).

                                    Halcombe Norilsk
Tom Hanks en La Terminal y Halcombe Norilsk, demasiadas coincidencias...

Oscuras nubes se levantaron  en el horizonte y no estaba en una boda de ensueño
English: Sarah Jessica Parker at the 2009 Trib...
Halcombe Norilsk
con Big en Nueva York ni estaba saliendo con Michelle Pfeiffer con  grandes cantidades de dinero en la soleada Florida, su vida estaba en peligro porque había actuado de forma irresponsable y, de nuevo, la realidad le había dado una dolorosa lección.

Halcombe Norilsk
Halcombe Norilsk

¿Qué podría devolverle la ilusión y mejorar sus expectativas? Un día, una mujer pasó cerca suya y consiguió levantarle el ánimo, las canciones que cantaba Halcombe le recordaron a sus veraneos de infancia con sus abuelos paternos y se acercó a interesarse por él. Se sentía muy mal por lo que Halcombe Norilsk estaba viviendo ya que su situación era preocupante, era un abogada con mucha experiencia que fue escogida como su representante legal debido a que conocía innumerables trucos acerca de Leyes Americanas y estaba preparada para ayudarle. De hecho, iba a conseguir demostrar la presunción de su inocencia, como no podía usar toda su inteligencia en este particular caso recurrió a barriobajeras pero infalibles estratagemas.

                                Halcombe Norilsk
Halcombe Norilsk 

Denunció los horrorosas acciones de los autoridades americanas exagerando en gran medida lo que habían infringido al bueno de Halcombe, poco a poco las numerosas personas que pasan a diario por el aeropuerto JFK empezaron a sentirse conmovidas por el relato personal de nuestro ídolo juvenil y decidieron presionar a las autoridades y policía de Nueva York para que mejoraran la situación, al principio era pocos pero como se unían docenas de personas que estaban hartas de trabajar en lugares mediocres y de no poder comprar todo lo que la tele anuncia se pusieron a defender el derecho de Halcombe a ver Manhattan, la Estatua de la Libertad y sobre todo poder comprar compulsivamente y agotar su tarjeta de crédito en las innumerables tiendas de la 5ª Avenida. Todo salió a pedir de boca y la policía se vio completamente sobrepasada por los acontecimientos por lo que no tuvieron más remedio que solucionar y revisar la situación de Halcombe Norilsk para superar el incómodo contratiempo que se estaba viviendo ya que varios canales de televisión empezaron a emitir en directo. Sin previo aviso y más tarde que pronto una autoridad se dirigió a Halcombe tocándole en el hombro y de repente, el anhelo de una vida de ensueño en Estados Unidos se reanudó.   Su confianza y seguridad renacieron por enésima vez al conseguir una forma legal para entrar, por fin, a Nueva York. Alineó su vacía maleta y su nuevo pasaporte y se adentró el increíble mundo de los Estados Unidos de América. Incentivado por su inesperado éxito sintió que era el momento propicio para hacerse un nombre y comenzar una nueva vida... ¿Qué le acaecería en Nueva York al bueno de Halcombe? ¿Se harían realidad sus sueños de grandeza? ¿Podría igualar a sus ídolos? ¿Conseguiría la nacionalidad americana?

Continuará....

                                                 Halcombe Norilsk
Al igual que Obama, Halcombe Norilsk también ha tenido que emigrar para cumplir sus sueños...

No comments:

Post a comment